LAS
ALMENAS

Llámanos ahora

696 38 41 92

Horario de apertura

Lun-Sab 10:30 - 18:30​

Whatsapp

696 38 41 92

Pienso para perros o comida casera

Pienso para perros o comida casera, ¿qué es mejor?

4.6
(36)

Pienso para perros sin cereales, piensos especiales, comida natural, pienso con alto contenido en proteínas, comida casera para perros, dieta BARF… ¡Qué locura!, ¿verdad? Son tantas las opciones que tienes para alimentar a tu amigo peludo que puede que estés dudando si has elegido la mejor comida para tu perro.

Desde el blog de Las Almenas queremos ayudarte a despejar todas tus dudas, por eso vamos a explicarte los pros y los contras de las distintas comidas para perros.

Nuestro objetivo con estos artículos es aportar luz entre tantas sombras y sobre información que por ejemplo existe sobre el pienso para perros, así podrás decidir cuál es la comida que más le conviene a tu mascota.

¡SIGUE LEYENDO, MÁS ABAJO TIENES UN VÍDEO EXPLICATIVO QUE TE AYUDARÁ A ENTENDER TODO MUCHO MEJOR!

¿Cómo elegir la mejor comida para tu perro?

A la hora de elegir la mejor comida para tu perro, recuerda que lo ideal es procurar una dieta equilibrada, rica en nutrientes y variada. Olvídate de las sobras y tampoco le des a tu perro siempre la misma comida porque seguro que se acabará cansando por muy equilibrada que esta sea. A ti te pasaría lo mismo, ¿no crees?

Para elegir la mejor comida para tu perro debes tener en cuenta 3 cuestiones fundamentales:

-Edad

El pienso o la comida que le des a un cachorro es diferente que la que necesita un perro senior. La composición, la textura y la cantidad debe ser la más adecuada a su edad. Habitualmente se distingue entre cachorros, perros adultos (entre 1 y 7 años de edad) y perro senior, cuando supera los 8 años.

-Actividad física

No tiene el mismo gasto energético un perro grande que vive en semilibertad, que aquel que es pequeño y vive en un piso de reducido tamaño con una persona mayor. Su actividad física es muy diferente. También debes de tener en cuenta su metabolismo porque sus necesidades energéticas varían si, por ejemplo, el perro está castrado o es obeso…

-Raza o tamaño

Ten en cuenta que la raza de tu perro y su tamaño condicionan sus necesidades energéticas. Hay perros pequeños de hasta 10 kilos; perros medianos, de hasta 25 kilos; y perros grandes, de más de 25 kilos. Esta diferenciación te ayudará a escoger el tipo de pienso adecuado.

¿Cómo conseguir una dieta saludable para tu perro?

Sea cual sea el tipo de alimentación que elijas, debes procurar que tu perro reciba la cantidad de proteínas y grasa necesaria. Los carbohidratos también son convenientes, aunque de menor importancia, al igual que el aporte en fibra.

Por tanto, la proteína animal es la base de la alimentación de los perros, pero recuerda que no son carnívoros exclusivos. Además de la carne, los perros pueden consumir otras proteínas de origen animal, como el pescado o el huevo, y también alimentos vegetales, aunque los digieren con mayor dificultad.

No está de más recordarte que hay determinados alimentos que no debes dar a tu perro porque pueden ser nocivos para su salud. Estos alimentos son:

  • Leche
  • Chocolate
  • Aguacates
  • Uvas
  • Café
  • Azúcar

 

Alimentos que no debes dar a tu perro

No olvides facilitar agua a tu perro para lograr una correcta hidratación, y procura seguir una rutina en cuanto a los horarios y el lugar en el que come. 

¿Quieres saber cómo calcular las calorías que necesita tu perro? Pues casi mejor, olvídate. Resulta bastante complicado hacer un cálculo matemático de las calorías necesarias ya que, entre otras cosas, muchos piensos no indican sus calorías en las etiquetas, algo que NO ES OBLIGATORIO al menos a día de hoy.

La mejor forma de saber si la dieta que has elegido es la correcta, consiste en vigilar si tu perro engorda o no. Y recuerda racionar los alimentos, ya que, a diferencia de los gatos, los perros no saben limitarse la cantidad de alimento que ingieren. 

Con todos estos consejos ayudarás a tu perro a seguir una dieta equilibrada que repercutirá en su salud y estilo de vida.


 

4 tipos de alimentación y pienso para perros

Una vez que ya te hemos explicado datos importantes para poder identificar cuál es la mejor comida para tu perro, o mejor dicho, según sea tu perro, cuál es la alimentación que mejor se adapta a él, es momento de contarte las diferentes opciones que tienes a tu alcance para alimentarlo.

1-Pienso para perros

Es la alimentación más común que damos a nuestros perros, pero, lógicamente, no todos los piensos tienen la misma composición ni la misma calidad ni el mismo precio.

Para comprobar el porcentaje de proteína animal y de ingredientes de origen vegetal que contiene el pienso para perros, solo tienes que fijarte en la etiqueta.

Cuantas más proteínas, mejor!

Pero, ojo, no sólo hay que fijarse en el porcentaje de proteínas, sino también en el valor biológico de esta proteína para que sea bien aprovechada por el organismo de tu perro. Nos referimos al contenido, por ejemplo, de patas o picos de animales que son proteínas, pero de menos valor biológico que otras partes, como los muslos o pechuga.

En los supermercados encontrarás piensos más corrientes, normalmente de menor calidad. A todos nos preocupa el bolsillo, pero realmente lo más aconsejable es que adquieras el pienso para perros de buena calidad en canales especializados, como el veterinario o tiendas de animales. 

El inconveniente del pienso para perros es que es un producto procesado con cocciones a temperaturas muy altas. Esto permite eliminar el riesgo de presencia de bacterias que pueden aparecer en los alimentos naturales sin cocinar. Sin embargo, parte de los nutrientes se pierden en la cocción.

No obstante, no creas que darle pienso a tu perro es una mala decisión, ¡al contrario! Si escoges un pienso de buena calidad estarás dando a tu perro o cachorro un alimento muy completo que le aportará una cantidad adecuada de proteínas, además de cereales, algunas verduras y correctores de vitaminas y minerales.

Dentro de comida para perros, encontrarás diferentes variedades de pienso dependiendo del tipo de humedad que contengan:

-Alimentos secos

Son los piensos más habituales y vendidos. Apenas contienen un 10% de humedad y tienen como principal ventaja que obligan a la masticación y, con ello, se produce una limpieza de dientes. Además, al ser más lenta la ingesta, ayuda a controlar la cantidad de alimento y produce bastante saciedad.

-Alimentos semihúmedos

Tienen aspecto similar a los piensos, aunque más blanditos y húmedos. Los puedes utilizar como premio, aunque también son un alimento adecuado.

-Alimentos húmedos

Aquí incluimos las latas, tarrinas y sobres de comida que se conservan con un alto grado de humedad. Algunos de ellos se pueden incluso cocinar en el propio envase que está esterilizado, lo cual nos da mucha seguridad en cuanto a higiene sanitaria. Estos alimentos húmedos suelen ser más ricos en proteínas y con menos carbohidratos, por lo que son más apetecibles y sabrosos para tu perro. Son una opción excelente para cuando notes a tu perro con menos apetito.

pienso húmedo para perros

2-Piensos especiales para perros

Existen multitud de piensos especiales, estos son los más habituales:

-Piensos naturales

Algunas marcas ofrecen piensos de una categoría supuestamente superior por el tipo de ingredientes que incluyen, pero esto no tiene por qué ser siempre así. Todos los piensos están hechos con materias primas naturales. Así que los piensos naturales son una categoría que, si acaso, puede señalar que no llevan aditivos, aunque hay muchos piensos que no los llevan y no por ello se autodenominan “naturales”.

-Piensos sin cereales

Otro tipo de categoría comercial, que no legal, es el pienso para perros sin cereales o “grain free”. Este tipo de pienso para perros, en vez de incluir cereales, llevan otras fuentes de hidratos de carbono, como las patatas, legumbres, boniato u otras féculas. Al final, su composición cubre las necesidades de hidratos de carbono con otras fuentes bien digeribles.

-Piensos hipoalergénicos

¿Tu perro tiene alguna alergia alimentaria? Los piensos hipoalergénicos son el alimento perfecto para aquellos canes que sufren alguna reacción del sistema inmune hacia un componente de la comida. Normalmente esa reacción es ante una fuente de proteína. 

Por eso en tu tienda de confianza, encontrarás una amplia variedad de piensos hipoalergénicos con una única fuente de proteínas: pavo, pollo, cordero, merluza, sardina y muchos más que permiten también diagnosticar cuál es la proteína que está dándole problemas.

3-Dieta BARF

La dieta BARF proviene de “bone and raw food”, es decir, “huesos y comida cruda”. Y precisamente esta dieta consiste en alimentar al perro con productos que no han sido sometidos a tratamientos térmicos. Puede que encuentres en esta dieta una serie de beneficios en cuanto a seguir una alimentación más natural, como la que se daba antaño a los animales, pero es importante que sepas que esta dieta debe ser supervisada por un especialista para conseguir un equilibrio perfecto entre la alimentación y tu perro.

Sin embargo, conviene que tengas en cuenta que la alimentación con carne cruda conlleva riesgos nutricionales y sanitarios. No solo los relacionados con el consumo de huesos, que puede provocar la rotura de un diente o estreñimiento sino también al riesgo de ingerir patógenos como la salmonella o toxoplasma, entre otros. Estos microorganismos normalmente se eliminan al congelar o cocinar la carne antes de consumirla. De esta manera evitas exponer a tu perro y al resto de la familia a enfermedades y riesgos.

Pienso o comida para perros

4-Comida casera

Para muchos, esta es la mejor opción de alimentación canina, pero también aquí debes conocer cuáles son los pros y los contras de la comida casera para un perro. Es verdad que la comida casera no lleva los conservantes, colorantes ni saborizantes que sí puedes encontrar en el pienso para perros. De esta manera te puedes evitar determinadas alergias. Además, la comida casera para perros conserva más nutrientes que los piensos, que reciben cocciones a temperaturas muy altas.

No obstante, para dar de comer a tu perro comida cocinada en casa debes atender a una serie de requisitos:

  1. Tener conocimientos de nutrición para conseguir administrar a tu perro una dieta completa sin que tenga ninguna carencia nutricional. No basta con darle las sobras de tu comida casera, puesto que su alimentación no es como la nuestra.
  2. Congela o cocina los alimentos previamente. De esta manera conseguirás destruir los patógenos de la carne cruda. Procura darle alimentos aptos para consumo humano, así te aseguras de que el alimento ha pasado todos los controles sanitarios.
  3. Cuenta con tiempo y espacio en casa para cocinar y almacenar en el congelador la comida para tu perro. Esto es algo que no siempre es sencillo con el ritmo actual de vida.

Si has tenido en cuenta estas condiciones y eres capaz de proporcionar una dieta equilibrada y casera, ¡adelante con ello!

Pienso para perros o comida casera, ¿qué es mejor?

Ahora que ya conoces los tipos de pienso para perros y las alternativas para su dieta es hora de que valores los beneficios e inconvenientes y veas qué es lo mejor para ti y para tu mascota.

No te dejes llevar por las modas o tendencias, lo importante es que puedas dar a tu perro una dieta que le aporte los nutrientes esenciales en la cantidad y calidad adecuada.

Si finalmente recurres a la comida casera y no encuentras ideas de menú, puedes contactar con un veterinario o un criador de perros que te ayude a realizar un menú adaptado a tu perro o cachorro.

¡Así te aseguras de conseguir una dieta súper equilibrada! Tu perro será más feliz, más guapo y estará mucho más sano.

Recuerda que aquí debajo, en el cajón de comentarios, puedes preguntar todo lo que necesites, nosotros te daremos respuesta y aconsejaremos sobre la mejor alimentación para tu perro.

Ah! y no dejes de votar este artículo, es la forma que tenemos de saber si te gustan o no, y así seguir escribiendo sobre temas que tienes dudas y desconocimiento.

No olvides suscribirte a nuestro canal de YouTube para ver los vídeos que te hemos preparado con consejos muy útiles. También en nuestra newsletter de Las Almenas podrás estar al tanto de las noticias y recomendaciones básicas para el cuidado de tu perro o cachorro.

Únete a la familia de Las Almenas, ¡contamos contigo!

¿Te ha gustado este artículo?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 4.6 / 5. Recuento de votos: 36

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

10 respuestas

  1. Yo cocino para mi Yuna desde siempre y está supersana. El secreto es la variedad y las proporciones y, por supuesto, disponer de tiempo para pensar, comprar y cocinar sus menús, aunque con el tiempo ya se hace con facilidad. Es un miembro más de la familia y cómo tal hay que darle siempre lo mejor, aliñado con grandes dosis de cariño.

    1. Cuanta razón tienes Marga, los perros forman parte de nuestra familia, se les quiere como a hijos. Nos gusta saber que cuidas a Yuna muy bien, ¿qué te parece si nos cuentas esas recetas maravillosas y las compartimos aquí con toda la comunidad? Nos encantaría tener una sección de recetas de comida para perros, seguro que ayudamos a muchos más que quieren probarlo y no saben bien por donde empezar. Gracias por escribirnos, no dejes de visitar nuestras redes sociales y suscribirte en Youtube, así verás nuestros vídeos antes que nadie. Recibe un saludo.

      1. Hola Pamela, claro que si, preparamos algo relacionado con tema de cocción de alimentos y lo publicamos. Vamos a intentar grabar un vídeo, recuerda que si te suscribes al canal, serás de las primeras en saber cuando publicamos y podrás ver los vídeos para seguir aprendiendo cosas chulas con nosotros. No dejes de escribirnos y proponernos temas, es la manera de crecer juntos en esta gran comunidad. ¡Contamos contigo! Gracias por leernos y valorar nuestros artículos.

  2. Pues hoy le he preparado tacos de pavo con un poco de hígado de ternera aliñado con cúrcuma, pimienta negra y tomillo y salteado con un poco de aceite de oliva. Aparte he cocido en un poco de caldo sobrante del día antes calabacin, zanahoria, manzana y un puñado de quinoa. La proporción sería de 70% proteina y 30% verduras y la cantidad el 5% aproximadamente del peso repartido en tres tomas. De cachorro comen más, el 10%.
    Otros días utilizo otras proteínas: ternera, conejo, potro, sardinas, bonito, merluza, salmón o huevo. Otras verduras: brócoli, espinacas, berza, calabaza…. y en vez de quinoa: arroz integral, lentejas o garbanzos.
    Además le doy dos cucharaditas de queso fresco o yogur natural, otras frutas como plátano, pera o fresa y, de vez en cuando, mezclo entre su comida, aceite de coco, semillas de Chía o polvo de cáscara de huevo.
    Y como snack hueso de rodilla en crudo o los que venden en el Cascarin: pata de pollo, tira de conejo o pato.
    Creo que me he extendido demasiado pero espero que sirva de ayuda para quien quiera cocinar para sus peluditos.

    1. Muchísimas gracias Margarita por compartir tanta información sobre la alimentación de tu perro. Es impresionante, vaya manjares, así cualquiera, jeje. No dejes de escribir sobre estas recetas que mucha gente ya nos han dicho que les vienen genial y así cuidan la alimentación de su perro de forma sana y saludable. Recuerda que también puedes suscribirte a nuestro canal en Youtube por si aún no lo has hecho. Te vemos y leemos, gracias por todo.

  3. Cuanto de cocción es para preparar su comida a los perritos no se pierda las vitaminas , y que alimentos se puede dar para perros con estreñimiento crudos o cocidos agradeceré su respuesta

    1. Hola Mickellina, gracias por participar en nuestro blog para perros. Después de leer tu comentario, decirte que tienes un artículo escrito no hace mucho donde hablamos del estreñimiento para perros. Además de esto, puedes ver nuestro canal en Youtube y suscribirte de forma totalmente gratuita, ahí encontrarás vídeos que te ayudarán a resolver todas tus dudas. Te vemos dentro!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Hablamos?