LAS
ALMENAS

Llámanos ahora

696 38 41 92

Horario de apertura

Lun-Sab 10:30 - 18:30​

Whatsapp

696 38 41 92

5 trastornos emocionales que sufre un perro

4
(33)

Los amantes de los perros sabemos que cada mascota es única y tiene una personalidad propia, en la que influyen la raza y la educación que le brinda su familia. Queremos que sean felices en nuestro hogar, se nos rompe el corazón cuando escuchamos a nuestra mascota llorar o lo vemos triste. Por ello, hay que tener presente los cuidados de nuestro can, no solamente cubriendo sus necesidades, sino atendiendo también su estado emocional. Hoy te contamos algunos de los trastornos emocionales que sufre un perro para que puedas prevenirlos.

 

Causas de trastornos emocionales de los perros

Los perros son de los animales que se ha demostrado que tienen un alto nivel de sensibilidad, pueden deprimirse, sufrir ansiedad, padecer fobias o tener problemas de conducta, que les impiden convivir con normalidad en su entorno. Un estudio de la Universidad de Emory, en Atlanta (Estados Unidos) demostró que los canes sienten igual que los niños y que el nivel de sensibilidad entre unos y otros es muy parecido, por lo que los trastornos emocionales que sufre un perro son reales y hay que saber identificarlos.

Nuestro mejor amigo también puede sufrir trastornos emocionales causados por miedos, ansiedades o traumas tras haber vivido experiencias difíciles, o porque han crecido con mala convivencia en su hogar. Es importante saber las causas que pueden desencadenar estos problemas emocionales en nuestras mascotas por lo que os hablamos de las tres más frecuentes que suelen ser su origen:

  1.       Un trauma adquirido en su etapa de cachorro o a lo largo de su vida. Entre estas causas pudieron ser haber recibido maltrato con violencia o incluso el abandono.
  2.       Los cambios repentinos de rutina también pueden desencadenar trastornos emocionales, así como la soledad.
  3.       La muerte de una persona querida u otro animal de compañía con el que conviviese afecta directamente en las emociones del perro, sintiendo la pérdida al igual que lo hacemos nosotros.

El perro es un animal muy social, que necesita convivir con sus dueños y otros congéneres para ser feliz y estar equilibrado. Saber estas causas frecuentes te puede ayudar a entender mejor a tu mascota y ayudarla a no desarrollar problemas como los que te vamos a hablar a continuación.

trastornos-emocionales-que-sufre-un-perro

 

5 trastornos emocionales que sufre un perro

A continuación te contamos cuáles son los 5 trastornos emocionales más comunes en perros:


  1.     Depresión

Cuando tu perro esté más inactivo sin razón aparente, o tiene falta de interés, debes ponerte en aleta. Puede ser desde un problema físico de salud a problemas emocionales como la depresión.

Si además presenta comportamientos como aislamiento, desórdenes alimenticios, duerme más de lo normal o tiene cambios de comportamiento y carácter es lo más probable que padezca de este mal, ya que son los síntomas que nos indican que nuestro amigo de cuatro patas está atravesando un cuadro depresivo.

Si esto ocurre, no te asustes, lo mejor es que pienses cual puede ser el origen. Recuerda que pueden ser factores como los cambios de rutina, tener demasiada soledad a lo largo del día e inactividad o haber sufrido maltrato anteriormente.

Si en vuestra familia habéis padecido el fallecimiento de una persona querida u otro animal de compañía con el que conviviese, también puede hacerle decaer anímicamente. Esta enfermedad es de los trastornos emocionales que sufre un perro que más paciencia tuya va a requerir para sacarle de ese estado.


  1.     Ansiedad

Este es uno de los síndromes más frecuentes en muchos perros, el Síndrome de Ansiedad por Separación suele darse en perros con dependencia emocional cuando se les separa de sus dueños un tiempo prolongado. Entre los trastornos emocionales que sufre un perro este tiene diversas causas más fáciles de tratar. El perro puede presentar comportamiento de ansiedad como intentar escapar de casa, ladrar, llorar, presentar taquicardia o auto-lesiones.

 


  1.       Fobias

Los perros pueden desarrollar fobias como los humanos cuando sienten un miedo intenso por varias causas, como por ejemplo el sonido estridente de cohetes y petardos o truenos, pero también puede ser por una aspiradora o trituradoras de comida. También pueden desarrollar fobias a objetos y personas que tendrán causas distintas.

Las reacciones de nuestras mascotas ante una fobia suelen ser esconderse rápidamente y temblores acentuados por todo el cuerpo.


  1.     Trastorno Obsesivo-Compulsivo

Nuestras mascotas pueden desarrollar un TOC o Trastorno Obsesivo-Compulsivo, esto pasa cuando el perro repite movimientos o acciones de manera obsesiva. Un ejemplo de esto son autolesiones como morderse la cola, o en ocasiones lavarse repetidamente cuando ya están limpios, o dar vueltas en círculo sobre sí mismo.

El origen de estos Toc o comportamientos obsesivos suelen ser haber sufrido situaciones violentas, ser maltratados, vivir en malas condiciones de espacio e higiene o incluso haber sido abandonados.

 


  1.     Estrés post-traumático

Como hemos visto, los perros tienen un nivel de sensibilidad elevado y esto supone que si llegan a vivir situaciones extremas y traumáticas, pueden desencadenar un trastorno de estrés post- traumático como vivimos nosotros. Si un perro llega a sufrir este trastorno, hay que estar muy alerta a las señales y síntomas, ya que si no se trata puede llevar a la pérdida de capacidades sociales y a un desequilibrio grave del can.

Cuando el perro atraviesa una depresión por un hecho puntual, como un abandono, ayudarle a explorar y descubrir otras facetas en su vida diaria que le aporten una visión positiva. En estos casos de trastornos emocionales que sufre un perro, es necesario hablar con un veterinario lo antes posible y tendrás que tratar con mucho amor y paciencia a tu mascota mientras establecen un tratamiento, podría llevar un tiempo su recuperación, por lo que tenlo en cuenta para no abrumar a tu querido amigo.

 

¿Cómo prevenir estos trastornos emocionales en perros?

Como estamos viendo, los trastornos emocionales que sufre un perro tienen niveles de gravedad y hay que tratar de prevenirlos. Evitar que tu mascota padezca alguna de estas enfermedades y trastornos emocionales puede ser fácil, pero, si eres una persona muy ocupada o que no está mucho en casa, puede ser una situación difícil.

En ese caso, te recomendamos darle premios positivos cada vez que tu peludo realice una buena acción, bien sea una golosina o una buena caricia llena de amor. Así podrá notar que estás pendiente de él aunque no te encuentres todo el tiempo físicamente.

La forma más fácil de evitar las enfermedades mentales en los perros es darles una vida sana y amorosa, haz que lleve una vida equilibrada con los paseos necesarios fuera de casa y haciendo ejercicio y sociabilizando con otros amigos canes, dedícale tiempo de juegos a menudo, evita dejarlos solos por mucho tiempo, dales todo tu amor y comprensión, y sobre todo, no permitas que reciban ningún tipo de maltrato. Para el perro, su familia humana equivale a su manada y necesitan de todo su amor, por lo que el comportamiento de los dueños es fundamental para evitar problemas de conducta en el animal.

Esperamos que te haya gustado este artículo y que te ayude a entender mejor los trastornos emocionales de los perros y, sobre todo, que te ayude a prevenirlos. Desde el equipo de Las Almenas, podemos resolver tus dudas sobre lo que necesites, escríbenos para consultarnos. Queremos ayudarte a que tengas el mejor perro para tu familia para que sean felices en su nuevo hogar. Si quieres identificar el malestaar de tu perro te dejamos también este artículo que te interesará sobre Por qué lloran los perros. Dinos que te ha parecido este artículo y síguenos en nuestras redes sociales Facebook Instagram y nuestro canal de Youtube.

¿Te ha gustado este artículo?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 4 / 5. Recuento de votos: 33

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Hablamos?